CAMPEONATO
por Jefe de Escudería

Leclerc se consolida y domina en Italia

08 Septiembre 2019 | 07:05 PM

Leclerc venció en el Gran Premio de Italia en una carrera donde sobrevivió a los ataques consecutivos de Lewis Hamilton y Valtteri Bottas. Con esto, la balanza de Ferrari parece ya estar inclinada a favor de Leclerc, quien consigue su segundo triunfo en la Formula 1, siete días después de su primera victoria.



Pero el triunfo por si solo representa poco, adquiere más valor cuando durante la competencia se defendió del ataque de los Mercedes, quienes completaron la parte baja del podio, al fracasar en sus ataques para arrebatar la victoria a Leclerc, quien regresó a la Casa de Maranello a lo más alto en esta pista por primera vez desde el triunfo de Fernando Alonso en 2010.

Las primeras vueltas dejaron muchas emociones, empezando por el contacto que sufrió Verstappen en la parte delantera de su Red Bull, lo cual lo llevó a pits para cambiar el alerón.

Ya en la vuelta seis, la presión sobre Vettel pareció llevarlo al límite, terminando sus posibilidades de pelear por el podio al sufrir un trompo. La necesidad o necedad de regresar rápidamente lo llevó a retomar el camino de forma insegura tocando el neumático trasero derecho del Racing Point, Stroll, quien también trompeó y este a su vez cometió el mismo error y llevó a la grava al Toro Rosso de Gasly.

Ambas maniobras no pasaron desapercibidas por los comisarios y Vettel fue sancionado con un stop&go de 10 segundos que lo dejó fuera de los 10 primeros, mientras que Stroll recibió un castigo de paso lento por pits que arruinó sus posibilidades de una importante suma de puntos.

Gracias a toda la serie de incidentes y penalizaciones del arranque de la competencia, Pérez se metió hasta la 7ª posición, entre los Red Bull de Albon y de Verstappen.

El punto medio de la competencia vivió dos periodos de Virtual Safety Car, momentos en el que Sainz abandonó luego de que su equipo le colocó mal el neumático delantero derecho; a eso le siguió una falla de motor del Toro Rosso de Kvyat.

La neutralización fue aprovechada por el Renault de Ricciardo, y sin perder mucho tiempo en boxes, firmó el cuarto sitio en la carrera.
Comentarios